El Hombre Propone; Dios Dispone

Pero ahora que su padre había muerto, los hermanos de José …  enviaron a José un mensaje que decía: «Antes de morir, tu padre nos mandó que te dijéramos: “… perdona a tus hermanos por el gran mal que te hicieron, por el pecado de haberte tratado con tanta crueldad”. Por eso nosotros, los siervos del Dios de tu padre, te suplicamos que perdones nuestro pecado». … Pero José les respondió: —No me tengan miedo. ¿Acaso soy Dios para castigarlos? Ustedes se propusieron hacerme mal, pero Dios dispuso todo para bien. Él me puso en este cargo para que yo pudiera salvar la vida de muchas personas.—Génesis 50:15-20, NTV

Algunos inmigrantes salen de su país por la severa opresión, hostilidad, u odio que sufrieron allí a manos de enemigos personales o políticos.  En otros casos, huyen del abuso y maltrato de cónyuges o familiares.  Después que José salvó las vidas de su familia y recibió el honor debido de sus hermanos, todos enfrentaron el pleno momento de la verdad.  ¿Se vengaría José de ellos después de la muerte de su padre? Irónicamente, en tal momento de verdad, los hermanos tuvieron las agallas de dar la cara a José con mentira en la boca, inventando instrucciones de perdon de parte de su padre difunto.

Los procesos de reconciliación nacional que se vivieron en la República de Sudáfrica en los 1980 y en El Salvador en los 1990 pusieron gran énfasis en la importancia de la Comisión de Verdad, la cual se estableció en cada país para confrontar a todos con la verdad de sus atrocidades pasadas. A pesar del pretexto falso que motivó su reunión, José y sus hermanos entablaron una breve comisión de la verdad para confrontar los pecados de ellos.  Los hermanos reconocieron sus ofensas contra él, y el inocente José aceptó la culpa de ellos.  Ya con la verdad enfrentada, José volvió a expresarles su perdón.

No hay lección más importante en la vida que la necesidad de perdonar a los que nos han hecho mal.  José pudo perdonar a sus hermanos en “el momento de la verdad” porque ya los había perdonado mucho antes.  Justamente fue ese perdón que le posibilitó el éxito en la vida.  A través de sus años mucha gente le hirió, pero siempre José mantuvo una actitud positiva de servicio.

José reveló el secreto de su perdón cuando dijo, «Ustedes se propusieron hacerme mal, pero Dios dispuso todo para bien».  La persona que sabe que Dios tiene su destino en mano y se dispone a hacerle el bien puede aceptar que, hagan lo que hagan, sus enemigos no pueden derrotarle. Aunque el hombre proponga el mal, Dios dispone de nuestro futuro. Dios fija sus ojos a las golondrinas, y podemos saber que nos mira a nosotros. La oración que Jesús enseño a sus discípulos se debe tomar en serio ahora: «perdona nuestros pecados, así como hemos perdonado a los que pecan contra nosotros» (Mateo 6:12, NTV).

Copyright©2013 por Joseph L. Castleberry.  Todos los derechos reservados.  http://www.inmigrantesdedios.org; joe@josephcastleberry.com

Dr. Joseph Castleberry es el presidente de Northwest University en Kirkland, Washington.  Es el autor de Your Deepest Dream:  Discovering God’s Vision for Your Life The Kingdom Net:  Learning to Network Like Jesus.

Acerca de joseph6castleberry

A missionary to Latin America for 20 years, I currently serve as president of Northwest University in Kirkland, WA. I am the author of Your Deepest Dream (NavPress, 2012) and The Kingdom Net: Learning to Network Like Jesus (Influence Resources, 2013).
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s