El Momento de Actuar

Con el paso de los años, el rey de Egipto murió; pero los israelitas seguían gimiendo bajo el peso de la esclavitud. Clamaron por ayuda, y su clamor subió hasta Dios, quien oyó sus gemidos y se acordó del pacto que había hecho con Abraham, Isaac y Jacob. Miró desde lo alto a los hijos de Israel y supo que ya había llegado el momento de actuar.—Éxodo 2:23-25, NTV

«El paso de los años.»  Estas palabras implican un paso lento que puede desanimar.  Cuando uno sufre, aun el paso de las semanas, los diás, o las horas puede parecer una eternidad.  El sufrimiento inspira deseos de que las cosas sucedan, como dijo el reverendo doctor Martin Luther King, Jr., con «la feroz urgencia del ahora.»

El Dr. King pronunció esa frase célebre en los 1960, cuando la causa de los derechos civiles en Estados Unidos había llegado a su momento.  Él sabía profeticamente que Dios había escuchado el gemir del pueblo afro-americano y que «el momento de actuar» había llegado.  Aquel momento había costado el paso de muchos años, decadas y aun siglos.  Pero cuando llegó, no hubo nada que pudo pararlo.

Tanto los hebreos de la antigüedad como los afro-americanos de EEUU habían sido esclavos en una tierra lejana, y su clamor para la justicia duró por largos años.  En el caso de muchos inmigrantes, la opresión que les asedia no ha sido la esclavitud, sino otra.  Muchos han sufrido en sus propias tierras y contemplan la migración para escapar de sus azotes.  Otros ya emigraron y sufren desigualdad en su nueva tierra.  Sin embargo, todos los migrantes conocen el sufrimiento, y en la mayoría de los casos, el sufrimiento ha sucedido con el paso de los años.

Sea cual sea su situación, la palabra de Dios sigue igual. Habrá un «momento de actuar,» en el cual Dios se mostrará poderoso para el beneficio del oprimido.  Para nosotros, todo momento puede llevar la «feroz urgencia del ahora.»  Pero Dios ve el tiempo con ojos diferentes, en la luz de sus propósitos para la vida de quienes mantienen su fe en Dios.

Si usted «gime bajo el peso» de sus circunstancias, recuerde que la situación se desarrolló sobre un período de tiempo, y su resolución puede costar tiempo.  Dios tiene el principio y el fin en sus manos, y sabe los propósitos que tiene para nosotros—planes para lo bueno y no para lo malo, para [darnos] un futuro y una esperanza (Jeremías 29:11, NTV).  Para los que confían en Dios, llegará un momento de actuar.  Cuando el Poderoso de Israel decida actuar, nadie lo detendrá.

Copyright©2013 por Joseph L. Castleberry.  Todos los derechos reservados.  http://www.inmigrantesdedios.org; joe@josephcastleberry.com

Dr. Joseph Castleberry es el presidente de Northwest University en Kirkland, Washington.  Es el autor de Your Deepest Dream:  Discovering God’s Vision for Your Life The Kingdom Net:  Learning to Network Like Jesus.  Sígalo en Twitter  @DrCastleberry y en http://www.facebook.com/Joseph.Castleberry.

Acerca de joseph6castleberry

A missionary to Latin America for 20 years, I currently serve as president of Northwest University in Kirkland, WA. I am the author of Your Deepest Dream (NavPress, 2012) and The Kingdom Net: Learning to Network Like Jesus (Influence Resources, 2013).
Esta entrada fue publicada en Inmigración y etiquetada , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s